EEUU otorgó millonaria compensación a expreso político venezolano en Miami

Nacionales.- Carlos Marrón Colmenares demandó a la administración de Nicolás Maduro en un juzgado de EEUU de ser líder del «Cártel de los Soles». Marrón, que estuvo preso por dos años en la Dgcim, denunció haber sido víctima de vejaciones, abusos y torturas

Un juez federal en Miami otorgó 153 millones de dólares en compensación por daños y perjuicios a la familia del expreso político, abogado y exdueño del portal Dolarpro.com, Carlos Marrón Colmenares, quien regresó a Estados Unidos (EEUU) tras pasar dos años preso en manos de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim).

Marrón, de acuerdo a la agencia Associated Press, presentó una demanda contra el Gobierno venezolano ante tribunales estadounidenses por las vejaciones sufridas por la Dgcim en su tiempo preso, del que fue víctima de golpizas, asfixia y otros abusos.

Acusó en su demanda a Maduro de ser el líder del denominado «Cártel de los Soles», una presunta red de narcotráfico que involucra a altos funcionarios de su administración y las FARC, que estaría supuestamente enviando 200 toneladas de presunta cocaína a EEUU. Por este caso, pesa sobre el mandatario venezolano una orden de captura cuya recompensa ronda los 15 millones de dólares.

Este fallo es el segundo en su tipo que se genera en EEUU durante los últimos meses en donde se señala que porque la administración de Nicolás Maduro mantiene vínculos, presuntamente, con las FARC, se activa una ley en la que se permite a las víctimas estadounidenses apoderarse de los activos de sus victimarios.

El otro caso fue para la familia del concejal Fernando Albán, quien cayó del décimo piso de la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) de Plaza Venezuela. A sus deudos se les dio por compensación unos 73 millones de dólares.

Marrón Colmenares detalló que tuvo que trasladarse al país debido a una llamada donde le informaron que su padre había sido secuestrado. El abogado viajó desde EEUU el 11 de abril de 2018 y apenas llegó al aeropuerto de Maiquetía fue detenido por funcionarios de cuerpos de seguridad, que posteriormente se enteraría pertenecían a la Dgcim.

Un día después, su detención fue informada por el fiscal impuesto por la ANC, Tarek William Saab: «Carlos Eduardo Marrón Colmenares es un verdadero delincuente al que no le ha importado poner el dólar paralelo a precio casi terrorista». Al abogado se le imputaron los supuestos delitos de difusión de información falsa, legitimación de capitales y asociación para delinquir, según contó en febrero de 2021 a la agencia Associated Press.

Este tipo de discursos incriminatorios está reflejado en «La República que tortura», una serie documental de TalCual que reunió los testimonios de varios expresos políticos, y donde se logró identificar un patrón por parte del Estado venezolano que incluye la acusación penal, desapariciones forzadas, detenciones arbitrarias, además de las torturas y tratos crueles, inhumanos y degradantes dentro de los centros de detención.