10 Curiosidades de las Crónicas de Narnia | Viaje a la fantasía

Las curiosidades de películas nos llevan a recorrer un universo en el que la imaginación es dueña y en el que todo es posible. El séptimo arte da lugar a los dramas más encarnados, a las comedias más desopilantes y a las aventuras más fantásticas. En la historia del cine, hay muchísimas películas basadas en novelas de gran éxito. Algunas de ellas están basadas en libros infantiles o juveniles como «Matilda» o «El Libro de la Selva». En esta ocasión queremos sumergirnos en el universo de una de las mejores novelas de fantasía. Una historia en la que tres pequeños hermanos cruzan una vieja puerta de madera y dan entrada a un universo frío y tenebroso, en el que tienen importantes misiones por cumplir. Acompáñanos en Supercurioso a conocer las más interesantes curiosidades de las Crónicas de Narnia: El león, la bruja y el armario. Las novelas en que se basan las películas de la saga son magníficas.

10 curiosidades de las Crónicas de Narnia que debes conocer

Todo aquel que se precie de buen fanático, no se conforma con los minutos que dura una película. Tampoco está satisfecho con verla dos, cinco o diez veces. Cuando una historia captura tu interés y simplemente te enamora, querrás saber siempre más. En el caso de Las Crónicas de Narnia, al igual que pasa con la magnífica saga de Harry Potter o la de El Señor de los Anillos, son los libros la principal fuente de pasión y de detalles. Pero también la investigación sobre esos datos curiosos, que solo los verdaderos apasionados se animan a indagar. Acompáñanos a conocer las más interesantes curiosidades de Las Crónicas de Narnia. ¡Empecemos!

1. El origen del nombre

El león , la bruja y el ropero

Iniciamos este viaje por las curiosidades de Las Crónicas de Narnia, hablándote acerca del mismo nombre. ¿Sabes por qué se llama así? Porque el creador de NarniaC.S. Lewis, cuando era un niño, vio el nombre de Narni, una ciudad próxima a Roma, en un atlas. Le gustó tanto que utilizó el nombre latino de Narni que es Narnia para sus novelas.

2. El nombre del león

Todo aquel que guste de escribir, sabrá que cada experiencia que se tiene en la vida puede colaborar en pequeña o en gran medida a la construcción de los textos. Es el mismo caso de Las Crónicas de Narnia. C.S. Lewis empleó muchos de sus conocimientos curiosos en sus libros. Por ejemplo, Aslan es león en turco, y lo aprendió en uno de sus viajes. En éste descubrió que se llamaba Aslan a los guardias de élite del Sultán, famosos por su lealtad y valentía. Aquel simbolismo le iba muy bien a este imponente personaje.

3. Multa por decir malas palabras

Esta es una de las más simpáticas curiosidades de Las Crónicas de Narnia. Durante el rodaje de la película, al parecer los adultos decían muchas palabrotas y Georgie Henley, quien interpretaba a Lucy, estableció una multa por ellas. Todo el que dijera una mala palabra debía depositar en el «cubo de las palabrotas» el dinero de la multa. James McAvoy, el Sr. Tumnus, fue el peor hablado.

4. Una estrategia para el asombro

Cada director tiene sus recursos propios para conseguir el mayor caudal de expresividad de los actores. En Las Crónicas de Narnia, el director, para obtener reacciones de asombro verdaderas, no permitía que los actores vieran los sets de rodaje antes de filmar las escenas. Así, Georgie (Lucy), fue llevada al rodaje de la escena del mundo de Narnia nevado con los ojos vendados. Su reacción de asombro y fascinación son absolutamente reales.

5. ¿Un deseo cumplido?

C.S Lewis Cronicas de Narnia Curiosidades

Cuando se trata de filmaciones con niños, los cambios en su aspecto físico se hacen notar, en especial cuando se trata de sagas. Una de las mejores curiosidades de Las Crónicas de Narnia es que, durante la filmación de la película, Skandar Keynes creció 16 centímetros. Todo el mundo se preguntaba si la «bruja blanca» le había concedido realmente el deseo que había expresado al inicio del film: que lo haga más alto.

6. Una referencia histórica

He aquí un guiño del director con sus gustos personales y sus fuentes de admiración. Dante Alighieri, el autor de «La Divina Comedia«, sale en la película. Es el busto que la señora McReady le dice a Susan que no debe tocar.

7. Diferentes versiones de una espada

Otra de las curiosidades de Las Crónicas de Narnia es que, para la espada que utiliza Peter, se realizaron tres versiones diferentes. La más utilizada fue la de aluminio por su poco peso. La de caucho tenía el problema de que rebotaba y la última, la de acero, era excesivamente pesada.

8. Terror a los ratones

Anna Popplewell, Susan, no pudo rodar las escenas con ratones, ya que les tiene terror. Una doble tuvo que rodarlas por ella. Además, le cambió la voz durante el rodaje y su hermana pequeña, que tiene un timbre muy parecido, tuvo que doblarla en algunas escenas.

9. Un maquillaje muy complejo

Avanzamos en las curiosidades de Las Crónicas de Narnia con las dificultades del maquillaje. Quizás si lo comparamos con otros personajes como los elfos de El Señor de los Anillos o el maligno Voldemort de Harry Potter, no sea tan complejo. Pero en el caso de esta película, el personaje del Sr. Tumnus, interpretado por James McAvoy, fue uno de los más difíciles de maquillar. Sus sesiones preparatorias duraban cerca de tres horas.

10. Un alucinante número de extras

curiosidades de las Crónicas de Narnia

Y cerramos este divertido viaje por las curiosidades de las Crónicas de Narnia, con la gigantesca cantidad de personajes extra que participaron. En las diferentes escenas de la película participaron miles de extras, pero en concreto, para la escena de la batalla final, fueron necesarias ¡Veinte mil personas! ¡Alucinante!

Y tú, ¿Conocías estas curiosidades de las Crónicas de Narnia? ¿Te cuentas entre los fanáticos de esta entrañable saga? Déjanos todas tus opiniones en un comentario. ¡Estaremos encantados de leerte! Y si te cuentas entre los fanáticos del séptimo arte, no te pierdas esta selección de las frases que todo cinéfilo debe conocer.